Enfermedad-por-coronavirus-2019-y-embarazo

Enfermedad por coronavirus 2019 (COVID-19) y embarazo

La infección por coronavirus 2019 (COVID-19) es una enfermedad emergente con un rápido aumento de casos y muertes desde su primera identificación en Wuhan, China, en diciembre de 2019. Se dispone de datos limitados sobre COVID-19 durante el embarazo; sin embargo, la información sobre enfermedades asociadas con otros coronavirus altamente patógenos (síndrome respiratorio agudo severo (SARS) y síndrome respiratorio del Medio Oriente (MERS) puede proporcionar información sobre los efectos de COVID-19 durante el embarazo.


Los coronavirus causan enfermedades que varían en gravedad desde el resfriado común hasta la enfermedad respiratoria grave y la muerte. Actualmente, los principales factores de riesgo epidemiológico para COVID-19 incluyen viajar desde China continental (especialmente la provincia
de Hubei) o el contacto cercano con individuos infectados dentro de los 14 días posteriores al inicio de los síntomas. Los datos sugieren un período de incubación de ~ 5 días (rango 2-14 días). La edad promedio de los pacientes hospitalizados ha sido de 49 a 56 años, con un tercio a la mitad con una
enfermedad subyacente. Los niños rara vez han sido reportados. Los hombres fueron más frecuentes entre los casos hospitalizados (54-73%).

Las manifestaciones frecuentes incluyen fiebre, tos, mialgia, dolor de cabeza y diarrea. Las pruebas anormales incluyen anomalías en las imágenes radiográficas de tórax, linfopenia, leucopenia y trombocitopenia.

Los informes iniciales sugieren que el síndrome de dificultad respiratoria aguda (SDRA) se desarrolla en el 17-29% de los pacientes hospitalizados. La tasa general de letalidad parece ser cercano a un 1%; sin embargo, los datos
iniciales pueden sobreestimar esta tasa. En dos informes que describen 18 embarazos con COVID19, todos se infectaron en el tercer trimestre, y los hallazgos clínicos fueron similares a los de las mujeres no embarazadas. El distres fetal y el parto prematuro se observaron en algunos casos.
Todos menos dos embarazos fueron cesáreas, y la prueba de SARS-CoV-2 fue negativa en todos los bebés examinados.

Coronavirus (COVID-19) y embarazo


Los datos sobre SARS (2003) y MERS (2012) en el embarazo son escasos. Para el SARS, la serie más grande de 12 embarazos tuvo una tasa de letalidad del 25%.

Las complicaciones incluyeron SDRA en cuatro, coagulopatía intravascular diseminada en tres, insuficiencia renal en tres, neumonía bacteriana secundaria en dos y sepsis en dos pacientes. La ventilación mecánica fue tres veces más probable entre las mujeres embarazadas en comparación con las no embarazadas. Entre las siete infecciones del primer trimestre, cuatro terminaron en aborto espontáneo. Cuatro de cinco mujeres con SARS después de 24 semanas de gestación fueron prematuros. Para MERS-CoV, hubo 13 informes de casos en mujeres embarazadas, de los cuales dos eran asintomáticos, identificados como parte de una investigación de contacto; murieron tres pacientes (23%). Dos embarazos terminaron en muerte fetal y dos nacieron prematuros. No se observó evidencia de transmisión en
el útero en SARS o MERS. (Tabla 1)

Actualmente en el mundo, no se han aprobado tratamientos específicos para el coronavirus. Debido a que COVID-19 puede aumentar el riesgo de complicaciones durante el embarazo, el manejo debe ser óptimo en un centro de atención médica con una estrecha supervisión materna y fetal. Los principios de manejo de COVID-19 en el embarazo incluyen aislamiento temprano, procedimientos agresivos de control de infecciones oxigenoterapia, evitar la sobrecarga de líquidos, antibióticos empíricos (secundarios al riesgo de infección bacteriana), pruebas de coinfección por SARS-CoV-2 y montireo fetal y de contracciones uterinas, ventilación mecánica temprana para insuficiencia respiratoria progresiva, planificación individualizada del parto y un enfoque basado en equipo con
consultas de especialidades múltiples. (1)

Coronavirus  (COVID-19) y embarazo
Coronavirus (COVID-19) y embarazo


En México de acuerdo con los informes de la Secretaria de Salud, se han confirmado 5 casos de COVID-19 y 39 casos sospechosos. De los confirmados se tratan de tres hombres (60%) y 2 mujeres (40%); uno solamente requirió de hospitalización y los demás fueron tratados de manera ambulatoria.

La mediana de edad fue de 30 años (19 – 59 años). El 40% de las personas afectadas tenían uno o más factores de riesgo tales como hipertensión y tabaquismo. Solo un paciente confirmado en el Estado de México se mantuvo asintomático y se atendió como portador. Hasta el momento ninguna mujer confirmada se encontraba embarazada. (2)

La Organización Mundial de la Salud continuamente publica información sobre el COVID-19 en su página web. Todo el personal de salud debe dar seguimiento a estas actualizaciones. https://www.who.int/emergencies/diseases/novel-coronavirus-2019

Declaración de conflicto de intereses
Los autores declararon no tener conflicto de intereses. La presente revisión se trata de un resumen de la traducción del artículo citado (1) y de la situación actual en México (2), con el propósito de compartir la información a todos los prestadores de servicios de salud interesados en el tema y que
el idioma no se una barrera para la obtención de conocimiento.

El comité de investigación y bioética de Medica Center Fem preocupado por la situación actual, se encuentra comprometido con la difusión de información científica, sin fines de plagio o de lucro.

Referencia bibliográfica

  1. Rasmussen SA, Smulian JC, Lednicky JA, Wen TS, Jamieson DJ, Coronavirus Disease 2019 (COVID-19) and
    Pregnancy: What obstetricians need to know, American Journal of Obstetrics and Gynecology (2020), doi:
    https://doi.org/10.1016/j.ajog.2020.02.017 (Consultado marzo 2020)
  2. Secretaría de Salud. COVID-19: Panorama Nacional, al 03/03/20.
    https://www.gob.mx/cms/uploads/attachment/file/538458/Comunicado_Tecnico_Diario_COVID19_2020.03.02.pdf
    (Consultado marzo 2020)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.